Envíos GRATIS en Colombia.

¿Conoces el pH de tu piel? ¿Qué es y como mantener un pH balanceado?

Los niveles de pH son esenciales para la salud de tu piel, ¿pero sabes en realidad que son? Y ¿cómo mantener un pH balanceado? Sigue leyendo para conocer más sobre como el pH determina la salud de tu piel. 



 


Empecemos con, ¿qué es el pH? 

El pH significa Potencial de Hidrógeno y es una escala numérica que determina que tan ácido o alcalino es un componente. La escala es del 1 al 14, en la cual todo por debajo de 7 es acídico y por encima de 7 es alcalino. Aunque esto parezca salido de una clase de ciencia del colegio, ¡el pH es fundamental para la salud de tu piel!  

El pH normal de una piel sana y balanceada es 4.7. Sin embargo, existen productos y factores externos que pueden irrumpir con el manto ácido que se encuentra sobre nuestra piel resultando en problemas de piel como: 

  • Resequedad 
  • Rojez 
  • Acné 
  • Eczema 
  • Entre otros… 

 

La manta ácida 

Para mantener el carácter ácido de nuestra piel, tenemos una piel delgada compuesta de aminoácidos y ácidos lácticos que mantienen la acidez natural. La razón por la cual nuestra piel mantiene esta acidez es para atrapar la humedad y evitar la entrada de bacterias. 

Algunos de los factores que pueden lastimar nuestra manta ácida son: 

  • El polvo 
  • Exposición solar excesiva 
  • Exposición excesiva a los calentadores
  • Exposición excesiva al aire acodiciando
  • Tratamientos abrasivos 
  • Ciertos productos para el cuidado de la piel 

También es importante evitar utilizar sobre tu piel jabones que contengan lauril sulfato sódico, fragancias o aceites esenciales ya que suelen alterar el pH natural de tu piel, generando resequedad y rojez en muchos casos. 


¿Cómo reparar el pH y la manta ácida de tu piel? 

 

Tu piel al igual que el resto de tu cuerpo tiene poderes regenerativos increíbles, y la mayoría de las veces tiene la capacidad de regular su propio pH sin necesidad de que interfieras. Sin embargo, no está de más darle una ayuda. 


Para mantener tu pH en su estado natural debes: 

  • Evitar lavar en exceso tu piel y con jabones o limpiadores abrasivos.
  • ¡El jabón con el que lavas tu ropa también afecta! Así que procura escoger limpiadores suaves con tu piel.
  • Escoge productos para el cuidado de la piel que tengan ingredientes limpios y suaves con tu rostro como lo es Aquasense, nuestro gel para baño que regula el pH de la piel y normaliza el manto ácido de la piel.
  • Procura tener una alimentación balanceada rica en aminoácidos, antioxidantes y grasas saludables. Puede sonar repetitivo pero la alimentación muchas veces es la responsable de que tu piel y cuerpo sean sanos. 

¡Nunca olvides que una piel sana es la meta, no una piel perfecta! 



Referencias 

carrito